Budín salado con queso, cebolla de verdeo y pecans

Budín salado con queso, cebolla de verdeo y pecans

A los que nos gusta cocinar mucho – y tenemos pilas de libros, recetas arrancadas de revistas, cientos guardadas en la compu y cosas así como lo más normal del mundo– empezamos a considerar comunes combinaciones que para los que asoman la cabeza por la cocina de vez en cuando, para alguna ocasión especial, o los que limitan su interés a lo que hay servido en la mesa, piensan que uno se volvió loco y no saben si probar o no. A veces hay que convencerlos.

Con la torta de chocolate y cerveza negra, por ejemplo, no fué tan fácil, pero creo que esta receta, con queso y cebolla de verdeo no tendría que ser tan difícil. Al fin y al cabo, es pan de queso…

Budín salado con queso, cebolla de verdeo y pecans

Budín salado con queso, cebolla de verdeo y pecans

Ya se, puse pecans en el título y eso hay que explicarlo. Pero las tablas de queso siempre tienen algún fruto seco desparramado por ahí, así que queda claro que combinan. Y muy, muy bien.

Hace unos días una amiga, buscando almendras, me cuenta que vió algo nuevo que se llaman pecans, las conocés? me preguntó… y si, lo que para uno es un ingrediente común para otro una novedad.

Esta receta es fácil de hacer; los ingredientes secos por un lado, los húmedos por otro, se mezclan poco y a cocinar. O los pueden hacer como muffins salados, y si tienen moldes de mini muffins todavía mejor.

Budín salado con queso, cebolla de verdeo y pecans

Los hice varias veces, con queso cheddar de cabra que compré en una feria. Tiene que ser algún queso picante, un buen gruyere o parmesano también sirve. Y las cebollas de verdeo aportan la otra parte que es bastante fundamental. Si queda soso, este pan o budín es un bodrio. Por eso a usar quesos buenos, pimienta negra recién molida, y si quieren, hasta un toque de picante, como pimienta de cayena.

Se congelan perfecto. La última vez los hice como mini muffins para una fiesta, los congele, y los calenté en el mismo papel aluminio que los guardé en el freezer, directo en un horno a 150º (medio bajo). O los dejan descongelar en la heladera y después al horno medio unos diez minutos.

Budín salado con queso, cebolla de verdeo y pecans

Budín salado con queso, cebolla de verdeo y pecans

Sea como sea que les guste – yo soy partidaria de hacerlo como el de la foto y tostar rebanadas gruesas – es una receta para hacer, sin lugar a dudas.

Y si, las pecans pueden no usarlas.

Budín salado con queso, cebolla de verdeo y pecans

Cantidad 8 porciones

Para tostar las pecans o nueces, esparcirlas en una placa y llevarlas a horno medio/bajo, 160ºC, por 10 a 15 minutos. Dejar enfriar y usar.

Ingredientes

  • 245g (1 ¾ tazas) harina 0000
  • 1 cucharada (15g) polvo de hornear
  • ½ a 1 cucharadita sal (dependiendo de lo salado del queso que usen)
  • Pimienta molida a gusto
  • Pimienta de cayena, una pizca (opcional)
  • 3 huevos grandes, a tº ambiente
  • 85cc (1/3 taza) leche entera, a tº ambiente
  • 85cc (1/3 taza) aceite de oliva extra virgen
  • 120g (1 taza generosa) queso cheddar, gruyere o emmental rayado
  • 60g queso cheddar, gruyere o emmental, en cubitos chiquitos
  • ½ taza cebolla de verdeo picada fina
  • 1 cucharada perejil picado
  • 50g (1/3 taza) pecans o nueces, tostadas y picadas

Instrucciones

  1. Prender el horno a 180ºC. Enmantecar o poner spray vegetal en un molde de budín de 22x12 aproximadamente, de metal o vidrio.
  2. En un bowl mezclar harina, polvo de hornear, sal, pimienta y cayena si se usa.
  3. En otro bowl grande, mezclar los huevos hasta que empiecen a espumar, 1 minuto más o menos. Agregar leche y aceite y mezclar todo bien.
  4. Agregar los huevos a la harina, y mezclar con espátula o cuchara de madera un poco hasta que esté húmedo. No batir ni mezclar demasiado. Tienen que quedar parches secos.
  5. Agregar los quesos, cebolla y pecans, y terminar de unir con un par de vueltas con la espátula.
  6. Poner en el molde preparado, alisar la superficie un poco, y hornear de 35 a 45 minutos, hasta que el budín esté dorado y un probador en el medio salga seco.
  7. Dejar enfriar 2 o 3 minutos, pasar un cuchillo sin serrucho por el borde, para despegar, y desmoldar sobre rejilla de metal. Dejar enfriar antes de cortar y servir.

adaptado de Around My French Table, por Dorie Greenspan.

 Budín salado con queso, cebolla de verdeo y pecans

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

  1. Jaja! es tal cual lo que decis! Lo que para unos es lo mas comun para otros es pura exentrisidad…. pero no importa de que lado.estes, lo interesante es ir siempre un paso mas alla.!! Y no angustiarse si no encontras los acentos!!!

  2. Me encanta, Paula. Debería hacer más seguido este tipo de panes porque tostados para una cena medio frugal o quzá un five o´clock que se precie de tal ¡me encantan!
    Tu reflexión acerca de la combinación de ciertos ingredientes y e asombre ante productos que pudieran ser más o menos corrientes, es tal cual o describís.