Cuadrados de membrillo

Cuadrados de membrillo
Feliz Dia para TODOS! y que opinan de mi nuevo logo?? Obra de Lau de Bulubú, una talentosa y divina para trabajar!
.
Esta receta me la están pidiendo a gritos.
Algunos porque llegaron a la foto de instagram, y otros porque llegaron a probarlos y comieron más de lo que habían calculado – tipo presupuesto de arquitecto, te sale el doble y tarda el triple del cálculo inicial. Y si bien esta receta es para cuadrados de membrillo, lo pueden hacer con otros dulces de frutos rojos, o ácidos tipo ciruelas o damascos. Con ingredientes tan de todos los días, te diría que media pila y los podés tener listos en un rato.
.
Cuadrados de membrillo
Caí a la oficina el lunes pasado con mi moldecito que no decía mucho. Me gusta saber que los voy a sorprender, y esta vez no fue la excepción. Tengo un parámetro, bastante obvio, para medir cuánto vale la pena una receta, y es la cantidad de gente en la oficina que se toma el trabajo de venir a comentarme lo bueno que es lo que sea que llevé. Si vienen más de la mitad, no hay dudas que tengo un hit digno de pasar al top 10 del momento.
.
Cuadrados de membrillo
Estos cuadrados de membrillo tuvieron frases como ‘tremendo, tremendo, tremendo (mientras movía la cabeza resignado)’ ‘es como una pasta frola pero mil veces mejor. Que le pusiste??’ ‘Te voy a matar Montenegro, me comí como cuatro pedazos ya’. Me alegran el día.
 .
Y si, se justifican los comentarios, porque la base y cubierta es un shortbread, esa mezcla de tres ingredientes que es una magia del mundo pastelero. Este sería de cuatro ingredientes, porque está enriquecido – parezco propaganda de pan lactal – con yemas también, que lo hace infinitamente más crocante también. Y la manteca se balancea con las yemas dando un gusto particular. Hasta parecen más livianos, mirá lo que te digo. Es una ilusión, no son livianos ni ahí, pero te los comés como si lo fueran.
.
Cuadrados de membrillo
Cuadrados de membrillo
Cuadrados de membrillo
Algo para agregar muy interesante.
La masa se divide en dos y se congela un rato, porque después se ralla sobre el molde. Esto hace que no sea un lingote de shortbread sino un poquito más aireado, esta última palabra usada con bastante liviandad. Porque si escribís shortbread difícilmente puedas agregarle el adjetivo aireado. Pero no se te apelmaza.
Y lo mejor, podés dejar en el freezer masa hecha y cuando tenés ganas de hacer cuadrados de membrillo, la sacás un rato antes para que pierdan la categoría piedra que le da el freezer y sea posible rallarla, siempre con la parte gruesa. Ojo que no tiene que estar ni un poco blanda porque te encargo el enchastre que te queda en las manos cuando la rallas.
.
Cuadrados de membrillo
Tienen que probarlos. No se me ocurre con qué amenazarlos, pero si así fuera estaría haciéndolo. Así de buenos son!
.
Cuadrados de membrillo

Cuadrados de membrillo

Cantidad 12 cuadrados medianos

Pueden duplicar la receta sin problema pero acuérdense de adaptar el molde. Usen otro dulce de frutos rojos o ácido tipo ciruela o damasco.

Ingredientes

  • 280g (2 tazas) de harina 0000
  • 1 cucharadita polvo de hornear
  • 1/4 cucharadita sal fina
  • 225g manteca, a tº ambiente
  • 2 yemas
  • 200g (1 taza) azúcar
  • 300g dulce de membrillo blando, o mermelada de frutos rojos

Instrucciones

  1. En un bowl batir manteca un poquito hasta que esté cremosa, agregar yemas y mezclar bien.
  2. Agregar azúcar y batir 1 o 2 hasta que esté bien unida y un poco disuelta.
  3. Agregar harina, polvo de hornear y sal. Mezclar con cuchara de madera hasta unir bien. Va a quedar una masa un toque pegajosa.
  4. Dividirla en dos y pasarla a un film o bolsa de plástico. Llevar al freezer hasta que esté dura pero no piedra, unos 40 a 50 minutos.
  5. Prender el horno a 190ºC. Forrar un molde cuadrado de 20cm. con papel manteca o aluminio, dejando dos bordes sin cubrir.
  6. Para armar los cuadrados, con la parte gruesa, rallar la mitad de la masa sobre el molde. Con los dedos mover un poco del medio para cubrir los bordes, y aplastar mínimamente para que no queden huecos.
  7. Cubrir con el dulce de membrillo, con cuidado para no desarmar la base. No tiren todo el dulce en el medio porque es difícil repartirlo bien. Pongan de a cucharadas repartidas y después alisan con la parte de atrás de la cuchara.
  8. Rallen el resto de la masa sobre el dulce. Que quede lo mejor repartida posible.
  9. Hornear por 15 minutos, bajar el horno a 180º y cocinar unos 30 minutos más, hasta que la cubierta esté un poco dorada y se note crocante.
  10. Pasar un cuchillo con cuidado por los bordes para que cuando se enfríe no quede pegado. Dejar enfriar sobre rejilla de metal y después cortar en cuadrados.
receta de Gale Gand, adaptada de Baking with Julia, por Dorie Greenspan
.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

  1. Pingback: Financieros con frutas y de chocolate - 2 recetas - Cocina Central

  2. Pingback: Isla flotante con caramelo y dulce de leche - Cocina Central

  3. pauuuuu que ricoooo, estaba mirando lo que publico vero mariani y vi esto!! soy fana del membrillo…. y uno de mis chicos tambien!!!! asi que voy a probar (mi marido me trajo 5kg!!!) jajajajajaja, despues te cuento, beso grande

  4. Pingback: Torta de manteca con glaseado de café - Cocina Central